ENVÍO GRATIS EN COMPRAS MAYORES A $1,200. USA EL CÓDIGO "ENVÍO POR INNATA" EN EL CHECKOUT. APLICAN RESTRICCIONES

El concepto “Mindfulness” o “Atención Plena”, su traducción en español, esta basado en la meditación Vipassana, una técnica de meditación de la india que consiste en tomar consciencia del momento presente y de la realidad que estamos viviendo. Nos ayuda a recordarnos que debemos constantemente volver al aquí y al ahora.

Muchas veces nos sucede que estamos continuamente pensando en el pasado o futuro y solo reconocemos una pequeña parte de los que esta sucediendo en nuestro presente, si algo nos gusta o no nos gusta e incluso ignoramos muchas veces como nos vamos sintiendo a lo largo del día, ya que todo el tiempo estamos sintiendo emociones sin vivirlas realmente.

Este tipo de atención nos permite relacionarnos de forma directa con cualquier actividad y experiencia que esté ocurriendo en nuestro presente con interés, curiosidad y aceptación. Algunos beneficios del mindfulness son que nos ayuda a reducir los síntomas físicos y psicológicos asociados al estrés y aumentar la autoconciencia. ¿Cuál sería entonces la relación entre la atención plena y la comida?

comer-con-atencion-plena

Actualmente por nuestro estilo de vida en donde tenemos que realizar acciones rápidamente la mayoría de las personas comen rápidamente por la falta de tiempo, lo que ocasiona que no seamos conscientes de lo que estamos comiendo ni la cantidad y calidad de comida que estamos ingiriendo.

comer-con-atención-plena

El mindfulness es una herramienta poderosa al escoger que comer y como comer, teniendo en cuenta que estas decisiones pueden afectar directamente a nuestra salud física y emocional. Siempre que vayamos a ingerir alimentos debemos tratar de preguntarnos a nosotros mismos estas 5 preguntas clave:

  1. ¿Que voy a comer? Muchas veces vamos “arrastrando” el hambre que sentimos a lo largo del día  por lo que nos comemos lo primero que vemos, ya sea unas papas en la calle, la canasta del pan en un restaurante o agarramos lo primero que vemos en nuestro refrigerador, siendo casi siempre carbohidratos o comida que no es sana para nuestro cuerpo, sin ser conscientes de sus nutrientes. Es importante realizar 5 comidas al día para evitar arrastrar el hambre y tener en cuenta la cantidad y la calidad de los alimentos que estamos por ingerir.
  2. ¿Porque voy a comer eso? Al momento de sentir hambre, es importante cuestionarnos si sentimos hambre fisiológica o emocional y ser conscientes de lo que nuestro cuerpo nos esta pidiendo. Para esto ayuda tener un diario alimenticio donde nos demos cuenta que tipo de alimentos estamos ingiriendo con más frecuencia (carbohidratos, azucares o proteínas).
  3. ¿Cuanto estoy comiendo? Es importante comer lentamente para hacer consciente cuando te sientes lleno, tomando en cuenta que le tienes que dar oportunidad a tu cuerpo de mandar al cerebro la información de que ya estas satisfecho.
  4. ¿De donde viene la comida que estoy comiendo? Es importante observar de donde viene nuestra comida y que tan saludable es. Recuerda que debemos cuidar nuestro cuerpo.
  5. ¿Como estoy comiendo? En donde estoy comiendo, si estoy sentado, parado, etc. Para comer con atención plena es necesario que estemos sentados, saboreando cada bocado despacio, prestando atención a la comida, reflexionando a que realmente sabe y como hace digestión, involucrando todos nuestros sentidos. Hay que disfrutar su sabor, olor, textura y temperatura. Ayuda también el realizar un proceso de visualización desde que la comida entra a nuestro organismo, haciendo digestión y nutriendo a nuestro cuerpo.  

comer-con-atencion-plena

Algunos consejos para comenzar a comer con atención consciente:

  • Siéntate en una mesa, evita ver la televisión o tu celular mientras comes.
  • No comas directamente del paquete, sírvete en un plato.
  • Ingiere tu primer bocado con los ojos cerrados siendo consciente del sabor, olor y textura del alimento.
  • Deja los cubiertos en el plato para masticar tu comida lentamente.
  • Usa platos más chicos y vasos más grandes para poder racionar correctamente tu comida y evitar comer de más.
  • Trata de tener un ambiente agradable a la hora de comer y una conversación tranquila, evita peleas.
  • Come con gratitud
  • ¡Practica hasta hacerlo casi instantáneo!

El comer consciente es un poco complicado de adoptar en un principio, pero cuando lo logras puede traer múltiples beneficios a tu salud como reducir el comer emocionalmente o desordenadamente, bajar de peso, mejorar tu humor y ayudarte a disfrutar más la comida.

Lo más importante, ¡disfruta lo que comes!.

Por: Anhara Estévez Zárate

Psicóloga Clínica, especialista en adicciones y trastornos alimenticios.

Consultorio: Prado Norte 531-G, Lomas de Chapultepec, Ciudad de México.

Teléfono: 0447223942424

Dejar un comentario